Blog

La esterilización del material clínico- TOP aul@ Salud

La esterilización del material clínico, ¿es de vital importancia?

La esterilización es un método por el que se destruye cualquier forma de vida microbiana, así como, las esporas que son las formas más resistentes. En el ámbito sanitario es de vital importancia ya que de una mala gestión del material podemos provocar serios problemas de salud a los pacientes. Uno  de los procedimiento de esterilización más común es por vapor de agua que trabaja temperaturas que oscilan entre los 121º hasta los 134ºC. Es el método de preferencia para esterilizar una gran variedad de materiales (metal, tela, porcelana, goma, etc), excepto para los materiales considerados termosensibles (no resisten las altas temperaturas). El equipo se denomina autoclave, y su mecanismo de acción es a través del calor húmedo que desnaturaliza las proteínas que componen a los microorganismos. Este sistema se caracteriza por una elevación rápida de la temperatura en un corto período de  tiempo sin dejar  residuos tóxicos en la superficie de los materiales.

Existen diferentes métodos de esterilización a vapor en función del tipo de máquina:

  1. Autoclaves de desplazamiento de gravedad o Gravitacional: El aire se mueve por efecto de la gravedad, siendo el aire frío más denso y se escapa  por el conducto de la  la parte inferior de la camara. Este proceso es muy lento y favorece la permanencia residual del aire. Son frecuentes en clínicas o consultorios pequeños.
  2. Esterilizadores de pre – vacío:presentan una bomba de vacío para retirar el aire de la cámara. Son más frecuentes en las unidades de esterilización hospitalaria.
  3. Los autoclaves instantáneos: de alta velocidad que esterilizan de forma muy rápida y se localizan en las áreas quirúrgicas.

Para garantizar una correcta esterilización son necesarios los controles de esterilización que permiten de forma cómoda y rápida asegurar la correcta esterilización del material procesado. Estos controles se pueden clasificar en:

  1. Controles físicos, son los que lleva incorporados de serie la propia màquina como por ejemplo el manómetro, termómetro, etc, que van informando a lo largo del ciclo de esterilización.
  2. Controles químicos de penetración o colorímetros, son dispositivos impregnados de sustancias químicas que cambian (viran) de color por acción de la temperatura si esta es alcanzada de forma correcta (test de Bowie-Dick, cintas adhesivas y cartones color test).
  3. Controles biológicos, son ampollas inoculadas con Bacillus stearthermophilus y Bacillus subtilis, bacterias muy resistentes al calor, que se introducen durante un cliclo para su posterior cultivo que confirme o no el crecimiento.

La esterilización es fundamental para garantizar la no transmisión de enfermedades infecciosas en el ámbito sanitario. El estricto uso de los protocolos de esterilización y el correcto mantenimiento de los equipos, forman parte de los estandares de calidad asistencial y sobretodo de preservación de la salud de nuestros pacientes.

Por:
Iolanda Muñoz
Docente Rama Sanitaria

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *