Blog

Qué alimentos no se recomiendan para hipertensión y diabetes - TOP aul@ Salud

Qué alimentos no se recomiendan para hipertensión y diabetes

La diabetes es una enfermedad caracterizada por niveles altos de glucosa en sangre por la incapacidad de la insulina (hormona) para regularla, y la hipertensión arterial es una afección en la que se dan valores de presión sanguínea superiores a los límites estándares saludables aconsejados (140/90 milímetros de mercurio). Son enfermedades muy peligrosas para la salud de las personas y desde la medicina se intenta restablecer el equilibrio con tratamientos medicamentosos y dietas de apoyo que regulen y mantengan el equilibrio.

La insulina es una hormona fabricada en el páncreas encargada de favorecer la entrada de glucosa en las células para su combustión energética, a veces ésta es insuficiente o de calidad baja provocando que haya un exceso de glucosa circulando constantemente por la sangre que va destruyendo los vasos sanguíneos, los nervios y órganos como los riñones. El tratamiento según el tipo de diabetes pasa por la administración de insulina subcutánea o antidiabéticos orales para regular los niveles de ésta, pero siempre va acompañado con una dieta adecuada.

La hipertensión puede ser debida a muchas causas (consumo excesivo de sal, hormonas, estrés, etc.) y, puede presentarse una elevación tanto en las cifras de presión sistólica (máxima) como diastólica (mínima) o ambas a la vez, siendo una situación que de ser mantenida en el tiempo puede comportar problemas serios para la salud (accidentes vasculares cerebrales, cardiopatías, etc.). El tratamiento consta de la administración de antihipertensivos y una dieta específica.

A continuación, explicaremos que alimentos no son aconsejados ya que potencian la hiperglucemia (exceso glucosa-azúcar en sangre) y la hipertensión (aumento de la presión sanguínea).

¿Qué alimentos están prohibidos en la diabetes?

  1. Azúcar común o alimentos que la contengan como el chocolate y los dulces, que facilitan rápidamente la hiperglucemia.
  2. Exceso de sal común o alimentos que la pueden contener en grandes cantidades como las salsas, aderezos, embutidos, etc., ya que contienen mucho sodio y no es recomendable para la salud renal del diabé
  3. Fritos que contienen mucha grasa que acaba transformándose en glucosa.
  4. Lácteos no desnatados que contienen grasas y azúcares en cantidades importantes.
  5. Harinas refinadas que están presentes en el pan blanco, bollería, pasta y galletas.

¿Qué alimentos están prohibidos en la hipertensión?

  1. Sal común (cloruro sódico) que añadimos en todos los alimentos e incide directamente en la presión de la sangre.
  2. Carnes grasas que favorecen el exceso de colesterol y el aumento de la presión sanguínea por el contenido en sodio, entre otras cosas.
  3. Lácteos o derivados no desnatados por su alto contenido en sodio y grasas saturadas.
  4. Embutidos que contienen grandes cantidades de sales como sistema de curación/conservació
  5. Salazones y ahumados que también son ricos en sodio.
  6. Conservas en lata.
  7. Alcohol y café.
  8. Aceitunas

En realidad, ambos problemas pueden llevar una dieta prácticamente normal controlando y consumiendo esporádicamente algunos alimentos vistos anteriormente y, reeducando el paladar de nuevo para que este pueda volver a ser sensible a las propias sales que contienen por naturaleza los alimentos sin necesidad de camuflarlos con grandes cantidades de sal y otros condimentos.

Por:
Iolanda Muñoz
Docente Rama Sanitaria

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *