Blog

Risoterapia - TOP aul@a Salud

La risoterapia ¿reimos?

Cada vez más se evidencia la necesidad del contacto humano con el profesional, como persona capaz de captar la importancia de las emociones y del humor como medios para lograr el bienestar de los pacientes. Son muchos los médicos que han descrito la importancia del humor para la salud (el Dr. Raymond Moody , el Dr. Patch Adams, el Dr. François Rabelais, entre otros). Demostrado queda que la risa es un nuevo método de alivio  que puede calmar ansiedades y aumentar las ganas de vivir.

La risa como expresión de la carga emocional, siempre es un desahogo  saludable para el bienestar inmediato que produce al inmunizar contra la depresión y la angustia y poner en funcionamiento 400 músculos que ayudan a liberar la tensión acumulada en el cuerpo. Al reír estimulamos el funcionamiento de varios órganos e incrementamos la circulación sanguínea, además, en el acto de reír se liberan endorfinas similares a la morfina, produciendo un efecto sedante y la movilización del sistema inmunológico aumentando el número de linfocitos T y células NK (natural killer).

Freud atribuyó a las carcajadas el poder de liberar al organismo de la  energía negativa (el córtex cerebral libera impulsos eléctricos negativos un segundo después de comenzar a reír).

Los beneficios terapéuticos para el bienestar corporal que se generan a través de la risa se han agrupado como:

  • Ejercicio. 5 minutos de risa equivalen a 45 minutos de ejercicio aeróbico.
  • Masaje. Efectos sobre el sistema inmunológico, elevando el umbral de la tolerancia al dolor e incrementando el ritmo cardiaco y masajeando los órganos internos con las vibraciones diafragmáticas.
  • Limpieza. Favorece los procesos de la digestión y eliminación de toxinas. Se lubrican y limpian los ojos con las lágrimas, vibra la cabeza despejando así la nariz y oído.
  • Oxigenación. La presión sanguínea se normaliza y la dilatación de los alvéolos pulmonares es tres veces mayor que con la respiración normal.
  • Bienestar. Favorece y estimula la secreción y producción de endorfinas y encefalinas en el cerebro que generan un estado de euforia y efectos tranquilizantes y analgésicos para el organismo.
  • Relajación. La risa genera una poderosa relajación del sistema nervioso parasimpático que hace disminuir la contracción de músculos reduciéndose la tensión y el estrés.
  • Felicidad. Genera satisfacción y bienestar, elimina la angustia, la tensión, la ansiedad, aumenta la autoestima y estimula la imaginación favoreciendo las relaciones interpersonales.

Para practicar la risoterapia se utilizan técnicas que ayudan a liberar tensiones del organismo como expresión corporal, juego, danza, ejercicios de respiración, masajes y técnicas para reír de manera sana. Se trata de ejercicios donde es importante saber reírse con los demás, no de los demás y aprender a sacar lo mejor de uno mismo.

Por:
Iolanda Muñoz
Docente Rama Sanitaria

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *