Blog

Proteger las articulaciones de nuestras mascotas - TOP aul@ Salud

¿Como podemos proteger las articulaciones de nuestras mascotas?

Las articulaciones de nuestras mascotas reciben a diario contusiones y magulladuras que se pueden traducir en lesiones importantes si no las cuidamos. Hay que tener en cuenta que muchos de estos animales van a vivir incluso más de 20 años y sus articulaciones tendrán un desgaste considerable a lo largo de este tiempo que hay que prevenir.

Cuando el perro es cachorro es muy frecuente en razas grandes y gigantes que debido al ritmo excesivo de crecimiento de los huesos, sus articulaciones e incluso sus orejas (formadas por cartílago) puedan tener algún problema. Cuando vemos algún cachorro con alguna oreja doblada hacia abajo y otra hacia arriba o alguna pata que se desvía un poco de su eje natural, en todos estos casos podremos usar unas sustancias naturales llamadas condroprotectores.

También sirven para un grupo de animales adultos que a partir de una cierta edad empiezan a sufrir desgaste en sus articulaciones.

En los primeros utilizaremos específicamente los condroprotectores de crecimiento (growth) y en los segundos los senior.

Todos tienen principalmente:

  • Glucosamina que sirve para reparar el cartílago, en esos casos donde ha habido un desgaste excesivo o alguna lesión.
  • Condroitin sulfato que es el principal componente del cartílago y que le da resistencia a los golpes y a las compresiones.
  • Ácido hialurónico que es un líquido viscoso indispensable para lubricar las cápsulas articulares.
  • Colágeno hidrolizado para dar elasticidad a las articulaciones

A partir de aquí hay que llevan manganeso, vitaminas, antioxidantes y muchos un producto llamado MSM (dimetilsulfona) que ayuda a disminuir el dolor.

Los encontramos en forma de polvo, jarabe o comprimidos y en muchos casos incorporan un saborizante para hacerlos especialmente sabrosos.  Hay piensos de prescripción veterinaria que los llevan en su composición siendo idóneos para esos animales con un ligero dolor.

Son tratamientos largos, de varios meses e incluso a veces de por vida, pero totalmente compatibles con otras medicaciones.

Está claro que en caso de una lesión importante que conlleve una gran inflamación y/o dolor tendremos que medicar de otra forma al animal

Por:
Ferran Solanes
Colaborador Dpto. Veterinaria

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *